Alberto T. Estévez reivindica el papel de la arquitectura biodigital en la solución de la crisis social y medioambiental

07/11/19
Comparte esta información

El profesor de UIC Barcelona School of Architecture participa como autor en el libro Sustaining Resources for Tomorrow, de la prestigiosa editorial Springer

Alberto T. Estévez reivindica el papel de la arquitectura biodigital en la solución de la crisis social y medioambiental
Prototipo de vivienda solar pasiva. ©Alberto T. Estévez, 2014

Un modelo arquitectónico más natural, sostenible, económico e incluso más democrático, basado en técnicas de vanguardia biológica y digital y en el uso de materiales renovables y ecológicos. Es lo que plantea el profesor de UIC Barcelona School of Architecture Alberto T. Estévez en el capítulo "Sustainable Living? Biodigital Future!", integrado en el libro Sustaining Resources for Tomorrow, publicado recientemente por la editorial Springer. 

En este volumen, Alberto T. Estévez empieza por reconocer las contradicciones del capitalismo, basadas en el impulso de acumulación de capital y en la sobreexplotación de nuestro medio natural. Así, el profesor advierte que “la realidad de nuestro tiempo, y eso es con lo que tenemos que lidiar, es que si todos siguiéramos viviendo así en los llamados países desarrollados, necesitaríamos los recursos de dos planetas enteros, y resulta que a corto plazo tenemos solo uno”. Y apela al término de “ecología integral", es decir, abordar la actual crisis climática desde un enfoque integrado que permita, a la vez, proteger la naturaleza y combatir la pobreza. 

En su capítulo, Alberto T. Estévez insiste igualmente en la urgencia de continuar investigando para alcanzar la aplicación en la arquitectura de las nuevas técnicas de vanguardia biológica y digital, que permitan garantizar la sostenibilidad de nuestros hogares. 

Estévez califica, en este sentido, la construcción ideal como autosuficiente y apela al principio de baja tecnología que, según él, ofrece una forma de habitar “más natural, más sostenible, más económica e incluso más democrática”. Por otra parte, formula la necesidad de aplicar la inteligencia artificial para que los módulos de vivienda administren sus propios recursos. 

De manera general, el artículo no solo pretende impulsar una arquitectura medioambientalmente responsable, sino que invita también a la reflexión, apelando a la conciencia y a esa responsabilidad inalienable que como humanos no podemos delegar de salvaguardar el futuro de nuestro planeta y, con él, el nuestro propio.