Juristas y empresarios comparten en UIC Barcelona su estrategia de compliance para la nueva circular 1/2016

01/03/16
Comparte esta información

El Aula Magna de la Universitat Internacional de Catalunya (UIC Barcelona) acogió a cerca de 300 personas del mundo de la empresa y de la abogacía que participaron en la jornada “En la mente de un compliance officer. Retos en la defensa penal de la empresa ante un cambio de paradigma” organizada conjuntamente por la Facultad de Derecho y el despacho de abogados Molins & Silva - Defensa Penal.

La jornada tuvo lugar con motivo de la inauguración del nuevo Diploma de Especialización para Compliance Officers que UIC Barcelona organiza junto con Molins & Silva - Defensa Penal. 

La reciente circular 1/2016 de la Fiscalía General del Estado, publicada a finales de enero, explicita los criterios con que la fiscalía va a interpretar el nuevo artículo 31 bis del Código Penal. A lo largo del acto, los ponentes compartieron estrategias de defensa frente a la nueva circular y su propia experiencia en las respectivas empresas como compliance officer

La jornada empezó con una conferencia a cargo de Jesús M. Silva, socio director de Molins & Silva – Defensa Penal, quien hizo un análisis del contenido de la circular y dio las claves de algunas estrategias para la defensa de la empresa. Para Silva, toda la circular está basada en una idea fuerza: la promoción de la ética como base de la cultura corporativa. Desde este prisma “el modelo de prevención exime de responsabilidad en tres casos: cuando se evita el delito; cuando se detecta el delito y se pone en conocimiento de la autoridad, y cuando se procede a la restitución del objeto, reparación del daño y colaboración con la autoridad”. Silva recalcó también que es evidente “que sin ética el derecho penal no tiene fuerza, sin embargo la nueva circular fomenta la ética a bastonazos”. 

Seguidamente, tuvo lugar una mesa redonda en la que participaron Carlos López Agudo, chief compliance officer en CaixaBank, S. A.; Juan Jorge Gili, chief compliance officer en Grupo Novartis, y Alejandro Pérez Lafuente, director de asesoría jurídica corporativa y de negocio y presidente del comité ético y de conducta en Santa Lucía, S. A., Seguros y Reaseguros. Los ponentes compartieron su experiencia como compliance officers y están trabajando en sus propias empresas para implementar los modelos de prevención de delitos (MPD). En este sentido, Carlos López Agudo compartió que en CaixaBank se intenta “concienciar siempre que compliance somos todos en la empresa”. Tras plasmar su experiencia en Grupo Novartis, Juan Jorge Gili afirmó que es importante “el código de conducta, pero es necesario enraizarlo en la cultura de la empresa”. Por su parte, Alejandro Pérez Lafuente destacó: “Las entidades debemos aspirar a algo más que la prevención penal” y así es como trabaja en Santa Lucía, S. A., Seguros y Reaseguros.  

En palabras de la vicedecana de la Facultad de Derecho de UIC Barcelona, la Dra. María Mut, jornadas como ésta “ratifican la apuesta de la Facultad por la formación continua, así como por acercar a los alumnos a las nuevas tendencias y exigencias del sector legal de la mano de profesionales de prestigio que las viven en primera persona”.