Alumnos de Arquitectura participan en el Festival LlumBCN con una propuesta basada en el autoconsumo energético

06/02/20
Comparte esta información

La instalación “Feria climática” podrá visitarse en el 22@ el fin de semana del 14 al 16 de febrero

Alumnos de Arquitectura participan en el Festival LlumBCN con una propuesta basada en el autoconsumo energético

UIC Barcelona School of Architecture participa, un año más, en el festival LlumBCN, organizado por el Instituto de Cultura del Ayuntamiento de Barcelona y que tendrá lugar entre los días 14 y 16 de febrero en el distrito 22@ del Poblenou. Durante los tres días, un total de 57 espacios del distrito se transformarán gracias a la luz, la tecnología digital y la imagen en movimiento. En la sexta edición del festival participan artistas visuales de todo el mundo y un total de 17 escuelas de arte, diseño y arquitectura de toda Cataluña. 

Trece alumnos de UIC Barcelona School of Architecture, tutorizados por los profesores Marta Garcia-Orte e Iñaki Baquero, han creado la instalación “Feria climática” basada en la reutilización de materiales y en el principio de autoconsumo energético. “Se trata de un juego interactivo que permitirá a los usuarios descubrir una serie de mensajes en clave medioambiental y de lucha contra el cambio climático. Una bicicleta estática reciclada transmite la energía a un circuito eléctrico que, a su vez, activa diferentes líneas luminosas que recorren toda la fachada del edificio. La aparición de esos mensajes depende del esfuerzo de los participantes en una instalación que es totalmente autosuficiente”, explican los profesores.

 La instalación podrá visitarse los días 14, 15 y 16 de febrero, de 19 h a 00 h, en la sede de Biciclot (Can Picó, calle de Pere IV, 58), una cooperativa de trabajo que promueve la bicicleta como medio de transporte ecológico y saludable. 

“Verd botella”, la instalación realizada por los alumnos de UIC Barcelona School of Architecture en la pasada edición del festival, resultó ganadora del primer premio ex aequo con la propuesta “Reflexió” del BAU Centro Universitario de Diseño de Barcelona. La instalación se basaba en el reciclaje de más de 1.000 botellas de plástico y fue concebida como una llamada de atención sobre la cantidad de plástico de un solo uso que se genera en nuestra sociedad actual.